Ocho centros educativos se beneficiarán del programa “Energía en los coles de Granada”

0
67

La iniciativa, puesta en marcha desde la Diputación, intenta fomentar el ahorro y la eficiencia energética a través de la formación del consumo responsable

La Diputación de Granada, a través de la Red Granadina de Municipios hacia la Sostenibilidad (Red Gramas), ha puesto en marcha el programa “Energía en los coles de Granada”, una iniciativa que intenta sensibilizar a los participantes sobre el problema de la energía, su impacto ambiental, la importancia de las energías renovables, así como el fomento de hábitos más sostenibles de consumo.

En la presentación del programa, la diputada de Medio Ambiente y Protección Animal, María del Carmen Fernández, ha recordado que esta iniciativa, que se realiza de forma bianual, tiene su origen en el éxito que supuso el desarrollo del mismo, como iniciativa piloto, en el marco de la Red Gramas.

En esta ocasión, son ocho los centros educativos beneficiarios: CEIP Sagrado Corazón de Jesús (Alhendín), CEIP Río Chico (Cádiar), CEIP Sacratif (Carchuna-Calahonda), CPR Federico García Lorca (Cortes y Graena), CPR Valle Verde (Jete), CEIP Reina Isabel (Purullena), CEIP Madrigal y Padial (Vélez de Benaudalla), y CEIP San José de Calasanz (Zagra).

Tal y como ha explicado la diputada, esta es una acción que “pretende promover el ahorro y la eficiencia energética a través de la formación de consumidores responsables de energía”, así se involucran todos los usuarios del centro escolar en el proceso de gestión de la energía, “enseñándoles comportamientos respetuosos con el medio ambiente a través de acciones prácticas”.

La novedad del programa radica en que se basa en la metodología 50/50 del proyecto EURONET, “esto quiere decir que, mediante el establecimiento de acuerdos entre el colegio y el Ayuntamiento se establece un compromiso por parte de este último de reembolsar al centro escolar el 50% del total de los ahorros energéticos y de recursos conseguidos”, ha añadido Fernández.

En este sentido, ha resaltado que con la puesta en marcha de este programa “todos ganan, pues la Administración disminuye su gasto directo en la facturación y el centro educativo aumenta el control sobre sus instalaciones, la conciencia de sus usuarios y la educación medioambiental de su alumnado, a la vez que recibe una compensación por sus logros conseguidos”.

Sobre la ejecución del programa, la diputada se ha referido a que el proceso está dividido en dos fases que se desarrollarán en varias sesiones de los centros escolares. “Durante la primera parte, se realizarán investigaciones y la toma de datos”. Una vez que se tenga toda la información “se elaborará un plan de acción, junto a una campaña de concienciación, en la que los escolares y el profesorado trabajarán continuamente con diferentes proyectos para conseguir el objetivo de ahorro energético”,  ha preciado Fernández.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here